Buscar este blog

viernes, 15 de febrero de 2013

La moneda del billón de euros



CUARTO CRECIENTE
Diario de León. Jueves 10 de enero de 2013

Si todo fuera tan fácil como acuñar una moneda... Leo que en los Estados Unidos, que esquivó por los pelos el abismo fiscal en Nochevieja, están pensando en emitir una moneda de platino por valor de un billón de dólares para resolver el problema de la deuda.

Parece una broma. El presidente chasca los dedos. La Reserva Federal emite la moneda. Después la guarda bajo siete llaves. Y ya tenemos una garantía poderosa para dar liquidez a la administración de la primera potencia del mundo.

Parece un absurdo. Tan rápido. Tan sencillo. De golpe se acaban los problemas entre demócratas y republicanos para negociar una subida de impuestos a los ricos o un recorte de servicios sociales. Aumentar los ingresos o contener el gasto es el debate en el que andan enzarzados. Y si no se ponen de acuerdo; el abismo, la recesión. Sucede muy lejos, pero nos afecta. Con la economía mundial tan sensible a los resfriados, abre la puerta a una gripe global en toda regla.

Parece una burla, sí. Pero economistas tan prestigiosos como Paul Krugman están apoyando una iniciativa que amortiguaría la estupidez de una clase política sin visión de Estado. Y de un partido, el Republicano, capaz de bloquear la política de un presidente recién reelegido.

Deberíamos acuñar una moneda así en España. Una moneda de un billón de euros. Una moneda que resolviera el problema de la deuda, el déficit de las administraciones, la falta de crédito, el bloqueo de las ayudas a las empresas mineras. Una moneda que aunque cayera de canto, reabriera las minas cerradas de Victorino Alonso, recuperara los talleres de empleo que la Junta de Castilla y León ha dejado en la cuneta, que tapara los agujeros de la corrupción, de la financiación ilegal de los partidos, el clientelismo, las comisiones. Que le quitara las telarañas a la construcción y a la industria, que aportara fondos a la investigación, a las universidades, a los estudiantes becados. Que otorgara un colchón a la sanidad pública, a la educación...

Y estoy pensando en todo eso, en todo lo que podríamos hacer con una moneda de un billón de euros, cuando suena el despertador y abro los ojos.




1 comentario:

  1. yo tengo toda vi a valen o no es muy interesante este tema de las monedas
    recomiendo esta pagina que las monedas antiguas es mi especialidad muchas felicidades a quien hiso esta pagina es muy interesante

    saludos

    ResponderEliminar